Distintivo medioambiental de la DGT para motos

   El Plan Nacional de Calidad del Aire y Protección de la Atmósfera, es el motivo por el que la Dirección General de Tráfico (DGT) ha anunciado las nuevas etiquetas medioambientales para motos. A partir de ahora, tanto motocicletas como ciclomotores estarán clasificados en función de su potencial contaminante, tal y como ya se hizo con el resto de vehículos.

   La DGT clasifica las motocicletas y ciclomotores con el objetivo de favorecer a los más respetuosos con el medioambiente y ayudar a los ayuntamientos en sus políticas municipales de restricción de la circulación de los vehículos más contaminantes. Además, se intenta promover el uso de nuevas tecnologías de movilidad sostenible a través de beneficios fiscales.

   Existen cuatro etiquetas “DGT” para motos donde se incluyen ciclomotores de dos o tres ruedas, cuadriciclos ligeros, motocicletas de dos ruedas y motocicletas con sidecar:

 Etiqueta Cero (azul)

   Corresponde a las motocicletas y ciclomotores eléctricos (EV), eléctricos con autonomía extendida (REEV) e híbridos enchufables (PHEV) con una autonomía superior a los 40 kilómetros en modo eléctrico. Actualmente no se llega al 1% de estos vehículos.

Etiqueta Eco (verde y azul)

   Esta etiqueta identifica a motocicletas o ciclomotores híbridos (HEV),  híbridos enchufables (PHEV) con una autonomía inferior a 40 kilómetros en modo eléctrico. Tampoco se llega al 1% de este tipo de vehículos en España.

Etiqueta C (verde)

   Estas motocicletas y ciclomotores están homologados según las normativas de emisiones Euro 4 y Euro 3. Representan, aproximadamente, un  29% del total en España. 

Etiqueta B (amarilla)

   La etiqueta B identifica a las motocicletas y ciclomotores homologados según la normativa de emisiones Euro 2. Representan el 26% en España, del que el 44% corresponde a ciclomotores.

   El resto de motocicletas y ciclomotores que no reúnan alguna de estas características, se quedan fuera del etiquetado medioambiental de la DGT y son clasificados como vehículos más contaminantes. Actualmente, estos vehículos suponenen el 45% del total. Un 39% son motos y un 55% ciclomotores.

 

  En España tenemos 3.345.454 motocicletas y 1.957.756 ciclomotores que representan el 15% del total del parque automovilístico

  En ciudades como Madrid ya existe un protocolo anticontaminación, que establece que, en episodios de alta contaminación, solo podrán circular por Madrid las motocicletas que dispongan de etiqueta ambiental.

  Siguiendo con el caso de Madrid, a partir del 23 de abril la colocación de esta pegatina será obligatoria para las motos que circulen o estacionen en las calles del municipio. Quien incumpla esta norma, estará expuesto a una multa leve de 90 euros. En el resto de España, de momento, la colocación de la pegatina en la moto es voluntaria, aunque desde la DGT recomiendan hacerlo en un lugar visible. Puedes adquirirla en cualquier oficina de correos al precio de 5 euros, igual que cuesta la etiqueta de los turismos y furgonetas.

  Si no sabes si a tu motocicleta o ciclomotor le corresponde etiqueta, ni cuál de ellas, puedes comprobarlo en este enlace de la DGT.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *